martes, 25 de marzo de 2008

UNA EXTRAÑA CARTA Y LA CAMA DESHECHA



La puerta se abrió sin hacer ruido.Había puesto sumo cuidado en ello. Aun no sabía que hacía allí y que era lo que esperaba encontrar.

La casa estaba en silencio, una buena señal, ya que no debía haber nadie a esa hora. Caminó como un gato en busca de su presa, sintiendo el suelo que pisaba. Se aproximaba lentamente al dormitorio, casi demasiado lentamente, como si quisiera retrasar lo que pudiera hallar. Su mano temblaba al tocar el pomo de la puerta, y recordó, justo en ese momento, lo que había pasado aquella mañana, para que se encontrase en la situación en la que estaba ahora.

Su día había amanecido tranquilo, estaba en el trabajo, rodeada de papeles, como siempre, sonó el timbre de la puerta, fue ahí, sí, ahí donde todo empezó. La secretaria se levantó y abrió, era el correo. Firmó los recibí de los certificados y lo repartió.

Entre las cartas que le correspondían, le entregó una muy extraña, sin remite alguno. La abrió temiendo, sin saber por qué, lo que estaba escrito en ella, tenía un mal presentimiento que no pudo identificar, que se aferraba a su pecho.

Finalmente se decidió a leerla: “Algo ocurre en casa, siguieres seguir ignorándolo todo no vayas a la hora de comer. Pero si no quieres vivir engañada, será mejor que empieces a quitarte la venda de los ojos y darte cuenta de lo que tienes delante”

No había firma, pero en aquel momento no le importó, qué era lo que pretendían con aquello, qué era lo que pasaba en casa. Quedaba muy poco para que se cumpliera el plazo de la misteriosa carta. Qué debía hacer. No sabía que podía encontrar, pero no era sólo eso, se planteó si le gustaba su vida tal como era, si quería arriesgarlo todo. No podía creer que se lo estuviera planteando ¿cuándo se había acomodado de aquella forma? Algo estaba pasando y estaba dispuesta a dejarlo pasar para no poner en riesgo su comodidad. Seguía preguntándose cuándo había pasado, cuando cambió.

Ahora estaba allí plantada ante la puerta del dormitorio sin poder respirar y con la mano sudando sobre aquel pomo, que parecía que la tenía hipnotizada. Haciendo acopio de todo su valor, al menos de todo el que le quedaba, hasta quedar exhausta, sólo con aquel esfuerzo entró con los ojos cerrados, pero los abrió enseguida, estaba decidido, y ya no había vuelta atrás. Los encontró dormidos abrazados, encontró más de lo que buscaba, lo que sabía que hallaría. La imagen a pesar de ser esperada, golpeó su retina sin clemencia. Sus ojos se llenaron de lágrimas que no derramó. Su cama no estaba siendo ultrajada por embistes desmedidos, sino que su marido reposaba pacíficamente, felizmente, junto a otra. La traición, la pena, la rabia, el odio, la furia, e incluso el asombro todo acudió a su corazón, pero no dijo una palabra. No sabía que decir. Cerró la puerta, al igual que su corazón hacía con aquel que compartía su cama cada noche desde hacía más de siete años.

Se fue a la cafetería más próxima y pidió una copa, cuando fue a pagarla, encontró de nuevo la carta, y no pudo ni tragar aquel sorbo, cuando notó que la letra de la misma era igual que la suya. No, no igual, es que era la suya, su propia letra, pero ella nunca habías escrito aquella carta ¿Cómo era posible? ¿Cuándo lo había hecho? Nunca, si ella ni se lo podía imaginar, pero no había duda la carta era de su puño y letra. ERA IMPOSIBLE, pero allí estaba...

Aun hoy no encuentra la respuesta a muchas de las preguntas que se hizo aquel día.

Hasta la próxima desconexión!!!!!!!!!!!

29 comentarios:

sr Miyagi dijo...

Me ha encantado, aunque mientras lo leía super intrigado tenía la esperanza de que todo acabara bien. Bueno, no pudo ser. ¡Besos!

Eli dijo...

Ella lo sabia pero su corazón se negaba a admitirlo por eso escribió la carta.
Un relato magnifico.

eSadElBlOg dijo...

joder, que bueno, pero no sería ella la que dormía junto a su marido?

CecydeCecy dijo...

me pregunto lo mismo, no sería ella que dormia con el, cuando eran felices?

Castigadora dijo...

SR MIYAGI: Siempre serás un romántico. Jajaja, sigo siendo más cínica que tú.

Besos felices

ELI: ¿Lo crees de verdad? puede ser, o puede que tuviera una vida paralela
Besos

ESADELBLOG y CECYDECECY: No lo había pensado, pero tal vez fuera ella misma la que soñaba junto a él, puede que fuera su "yo" dormida la que escribira la carta, puede que tuviera celos de sí misma. Muchos "puede" no?

Besos imaginativos

carlota dijo...

La verdad es que es un placer venir a leer tus historias. Creo que a veces no queremos ver muchas cosas, y nos ponemos una venda en el corazón... creo que fué su corazón, ayudado de sus manos, el que escribió esa carta, que al fin y al cabo, era necesaria. Un beso!

jordicine dijo...

Acaba mal, como la mayoría de tus posts. Ja ja ja. Real como la vida misma??? Besos.

Herman dijo...

Noto similitudes de fondo entre tu invernal relato y mi cuento gélido. Y me sorprende que ambos hayan sido escritos en Málaga, supuesta ciudad del paraíso, donde la temperatura es casi estival.
Un abrazo

Alma dijo...

Muy buen relato, no creo que tenga mal final, sino que es una verdad, cuantos lo saben, pero no se escriben la carta...

Besos salados

Arcángel Mirón dijo...

Tiene un final muy interesante. A veces encontramos la manera de decirnos esas cosas que no nos atrevemos a gritarnos mirándonos a los ojos.

Kiri_dido dijo...

Jo Casti no me dejes asinnnnn!!! Pero la escribió ella y no se acuerda? O ha enloquecido y no es ella? O la que duerme es ella? Ainsssssss que me he quedado enganchada...No se porque siento que no ha terminado. Ha terminado? Como verás...me ha encantado:-). Un beso.

Camille Stein dijo...

A veces las vendas se nos caen solas. Si llevamos mucho tiempo ciegos nos llevamos sorpresas como esta. Una historia corta y con gancho. Me ha gustado mucho. Gracias.
Un saludo.

Ñoco Le Bolo dijo...

No lo pudo controlar. Esa carta tenía que salir. No siempre nos podemos mentir. ¿Necesitamos que alguien nos escriba una carta?

Luna Carmesi dijo...

Ay... Yo esperaba tambien un 'happy ending'!
:-S
:-D

Besos carmesíes.

Castigadora dijo...

CARLOTA: No sé si fue su corazón el que le ayudó a abrir sus ojos, o era él el que le impedía abrirlos

Un placer que te pases a leer

JORDI: He vuelto a mis raices trágicas, jajaja, Real? No lo sé. Tú qué crees?

Besos

HERMAN: Ahora que lo dices sí que puede haber cierta conexión. Debe ser que tanto calor nos hace añorar el contexto del frío

Un saludo

ALMA: Era verdad, pero no todos quieren o pueden asumir la verdad. Tal vez sólo siendo otra pudo denunciar su verdad

besos

ARCÁNGEL; Tal vez lo interesante no es cómo nos lo decimos, sino si llegamos a decírnoslo, no?
Besos

KIRI: Tan loca como siempre hasta en los comentarios, me haces sonreir. No crees que la magia de este relato es no saber como acaba? O tal vez cada uno ponerle un final que más le haga feliz. Sin duda Sr Miyagi pensaría que es ella la que duerme porque quiere un final feliz, y Jordi pensará que acabó así con posibilidades para ambos al Igual que Carlota. Elige tu final!!

Besos guapa

CAMILLE: Bienvenida a mis mundos. Las vendas se caen, a veces, cuando llega el momento oportuno, otras mucho antes y la mayoría de las veces no caen jamás
Un saludo espero verte de nuevo

ÑOCO: Yo creo que ella se mintió tanto que sólo pudo decirse la verdad, por carta y evitó por todos los medios recordar que lo había hecho.
Un abrazo

LUNA: Se nota que llega la primavera estais todos muy dispuestos a que triunfe el amor. Jajaja. Siento ser tan reacia a los finales felices
Besos

Anónimo dijo...

La verdad es ke hay veces ke keremos huir de la verdad porque no nos gusta lo ke tenemos. Y nos ocultamos a nosotros mismos la verdad. Le estaban poniendo los cuernos o no?
La paganini

Castigadora dijo...

PAGANINI:Bienvenida O puede que ya hayas pasado por aqui antes! jaja. Yo creo que en este caso era todo lo contrario. A ella le gustaba lo que tenía, al menos lo que aparentaba que tenía y por eso no quería ver la realidad, estaba mejor en su mundo inventado, pero no era un mundo real y ella era la primera en saberlo. Te digo como a mi gran amigo KIRI, eso es algo obvio o no tan obvio, aqui lo mejor es con lo que cada uno se queda

Besos

<< Lolylla >> dijo...

Un relato corto e intenso, en ocasiones las palabras son un arma de doble filo.......y la realidad otra


Un saludo!

Peristilo. dijo...

No sé si comprarme una tostadora o una nevera portátil. Siempre me asaltan este tipo de dudas en momentos así. Supongo que me decantaré por un buen tinto riojano.
Saludos.

NinfA_OccidentAl dijo...

Muy buen relato, no esperaba menos :). Creo que la carta fue escrita por ella misma, fruto de sus premoniciones, pero el miedo y la comodidad no la dejaban descubrir lo que ocurría. Debe ser terrible encontrar a tu pareja con otra persona. Besos!

Castigadora dijo...

LOLILLA: Las palabras que reflejan la verdadera realidad si tienen doble filo

Un abrazo

PERISTILO: Bienvenido a la casa de la desconexión. Veo que tú sabes desconectar, jajaja, El tinto me parece la mejor opción!

Saludos

NINFA: Debe ser una experiencia digna de no pasar. Al menos yo preferiría no tener que verlo. Pero la pregunta es: ¿Si puede estar pasando, preferirías no enterarte o si? Creedme hay opiniones para todos los gustos

Un abrazo

CecydeCecy dijo...

sigo pensando que es ella la que dormia!!! ahora el detalle de la cama rota que importante, no?

el_iluso_careta dijo...

a veces me pregunto por tus musas...son envidiables...

Castigadora dijo...

CECYDECECY: Siempre queda algo roto cuando descubres algo así y sin duda el lecho es lo primero que se rompe no?

Besos

ILUSO: Mis musas... algunas veces son juguetonas y se esconde de mi, pero otras me asaltan sin remedio y no consigo acallarlas, ellas mandan.

Besos

mas de mi que de... lirio dijo...

Un relato estupendo!
Y en verdad el final no es lo que mas me importa. Como bien insinúas, la furia es la respuesta esperada a la infidelidad pero que decir o hacer cuando lo que se ve y se siente es amor? como negárselo si al que vemos es a quien amamos y amar en teoría es querer ver al otro feliz?
Jo!!! Me has dejado con un sin fin de interrogantes.
Besos desde mi alma.

Mandarina azul dijo...

Pues la admiro por haberse atrevido a escribirse esa carta y a enfrentarse con la verdad. Vivir en la mentira es al final más doloroso que coger al toro por los cuernos.
Como soy una romántica empedernida, me apunto al final de que la mujer que estaba abrazada a su marido era ella misma...

Abrazo grande. :)

Castigadora dijo...

LIRIO: Si que el amor es quere ver feliz al otro, pero dicen que del amor al odio hay un paso. Tal vez ella aun no podía creer la paz que se sentía en esa habitación, tal vez fue amor lo que percibió en esa cama deshecha. La rabia, creo que no le salió del alma.

Un beso!!!!!!!

MANDA: Veo que estais todos con la primavera a flor de piel, VIVA EL ROMANTICISMO!!!!!! que cantidad de amor hay en estos comentarios

Muchos besossssss

la kolorada siniestra dijo...

Tu imaginación es envidiable.Un relato increible.

Castigadora dijo...

KOLO: Es un honor que pienses así

Besos