domingo, 18 de enero de 2009

EL COLOR DE LA MÚSICA




Las notas se filtraban por debajo de la puerta, por las ventanas, por todos los resquicios de aquella sala.
Los pasos que se oían acercarse a la entrada, eran apresurados, exigentes, altaneros y seguros.
El pantalón de su traje negro se ceñía a su escueta cintura, y su camisa blanca dejaba deducir su cuerpo de arpa. Su corbata se bamboleaba de un lado a otro de su pecho, mientras se apremiaba para descubrir qué pianista tocaba tan insolentemente el concierto para piano de J.S Bach.

Abrió la puerta lateral y la descubrió. Concentrada, su espalda recta, su expresión ensimismada, sus manos ágiles, volaban de una tecla a otra dando vida a las notas impresas de la partitura.
Se quedó paralizado, le resultaba imposible desligar sus ojos de ella. Su mente quedó atrapada en los acordes. Sus piernas temblorosas le hicieron caer sobre uno de los asientos del público.

Si cerraba los ojos podía... sentir. Era como si, la pianista hubiese estado en la mente del compositor, cuando compuso la obra, y supiera exactamente lo que había querido reflejar con su música.

Se dibujaban escenas, se llenaba de color su interior, sentimientos floreciendo en su mente. Todo ello salía rebosante directo desde sus manos a su cabeza.
No supo cuanto tiempo estuvo en aquella paz, en aquel sentir, pero de repente el mundo de fantasía terminó.

No podía pensar. Él era director, un consagrado director de orquesta, su prestigio era reconocido en todos los rincones del mundo, había visto y dirigido a los grandes músicos de su generación, pero ella, era... aunque sonara ridículo

-Mágica... (dijo en voz alta, y no parecía su voz)

Volvió a abrir sus ojos, y descubrió que todo el concierto había sido interpretado de memoria, puesto que las partituras estaban

-¡Cerradas! (volvió a escuchar esa voz que salía de su garganta, pero no reconocía como propia)

Fue cuando se percató, que la joven pianista se levantaba de su taburete, tambaleante, en busca de su bastón. Aquella preciosa artista era
-¡Ciega!La vio alejarse en la penumbra, y abandonar la sala, sin darle a conocer su presencia. Tras oír el sonido sordo de la puerta al cerrarse tras ella, fue cuando comenzaron los aplausos...
Hasta la próxima desconexión!!!!!!!!!!!!!!!!!

22 comentarios:

Castigadora dijo...

Esta es mi entrada 100; No pensé que llegara hasta aquí por esto gracias a todos. Espero seguir con vosotros por mucho tiempo!

Besos

la kolorada siniestra dijo...

Castigadora felicidades por tus 100 post espero que sigas deleitandonos por mucho tiempo.

Miguelo dijo...

100??? que bueno!!! eres centenaria, como los arboles.

100 abrazos

darling dijo...

Chica felicidades por tus 100 entradas, como lo conseguistes? yo no se si llegare, ufff, me falta tiempo, que bonito lo de la música, esta se siente y ya esta, en nuestro corazón. Con la música más dulce, te digo que lo tuyo es escribir, tus palabras llegan al corazón y transmiten buenos sentimientos. Besitos.

Castigadora dijo...

KOLO Muchas gracias, contigo da gusto dejar algunas palabras en este pequeño rincón!

Besos incondicionales

MIGUELO: Ves lo bien que me conservo? A que no se me notan los 100 post?

Besos

DARLING: Muchas gracias guapa! La música se siente siempre. Aun cuando no nos damos cuenta, las canciones que nos gustan son las que despiertan sentimientos, y eso lo tenemos todos, o no?
Besos

jordicine dijo...

100? Pues son muchos. Y oscuros casi siempre!!! Ja ja ja. Eres grande, Castigadora. Besos.

Herman dijo...

Enhorabuena por tu entrada número cien. Larga vida a este blog. Por cierto, si no me equivoco, este maravilloso concierto de Bach que nos pones aparece en la banda sonora de "Hanna y sus hermanas", la película de Woody Allen. Ha sido empezar a escucharlo y ver a Michael Caine tratando de seducir a su atractiva cuñada.
Muchos besos

tetealca dijo...

A veces la música nos puede ipnotizar y hacer pasar a otra dimensión y todos sabemos que las personas ciegas tienen un don para ello.
Buen relato Casti y felicidades por tu entrada número 100.
Un abrazo.

Castigadora dijo...

JORDI: Lo cierto es que si. Voy a tener que pagar la factura de la luz, porque con tanta oscuridad me quedaré como la chica del piano, no?
Besos. Gracias por estar ahí desde el principio

HERMAN: Me alegra leerte de nuevo. Si soy completamente sincera te diré que no he visto la película asi que no lo sé, pero es el concierto para piano de Bach que más me gusta!
Besos

TETEALCA: Gracias. No es que las personas ciegas tengan un don, es que tal vez al ver la superación de esas personas, nos llegue más lo que hacen no?
Besos

Ñoco Le Bolo dijo...

Ni desconecto ni castigo...

Si te gustan los número redondos... también estaré en el doscientos, disfrutando de tus textos.

Besos
_____
_____

matriarca dijo...

castigadora como siempre nos deleitas con tus relatos espero que sea por mucho tiempo enhorabuena besos

MATEO dijo...

HERMOSO. ME LEVANTO, APLAUDO Y SE QUE E SMI AMIGA CASTIGADORA QUIEN ESCRIBE...

VOLVI

FELIZ NAVIDAD Y FELIZ AÑO!!

Danilo Mora dijo...

Magnífico relato, no me esperaba el final.

A veces me gustaría desconectarme así y vivir mis pasiones con tal intensidad!

Un gran saludo amiga!

victor Rocco dijo...

Felicidades por la 100!!

He vuelto a sembrar líneas que germinaran en los sentidos de quien las lean …bueno eso espero jajaja visítame, grandes saludos para ti.

Luchete dijo...

Qué manera de relatar... me parece sencillamnte espectacular... espero y deseo q nos regales otras 100 y mucha smás!! Un abrazo!!!

Anónimo dijo...

Vuelo Libre: oyeee, pero porque te gustan estos finales tan de impacto jajaja, ahora ciega... eres dificil. Siempre haciendo que se agudicen los sentidos... está bién pero estaría mejor si pudiera oir la música... pero me imagino la sensación, el placer de oir así la música. Alguna vez lo he sentido.. por suerte...
Hasta pronto!!!

jonceltic dijo...

Me alegra que la entrada 100 la celebres con música. Hoy estoy escueto, acepto las disculpas jeje..

Castigadora dijo...

ÑOCO: Todo un placer, y te tomo la palabra!!
Besos

MATRIARCA: Siempre deseando que os guste.
Besos

MATEO: OHHH! Gracias! Me inclino y te hago una reverencia!
Besos

DANILO: A mi también me gustaría que cada uno de mis días fueran como mis historias pero puede que fuera agotador no? Encantada de verte de nuevo por aquí
Besos

VICTOR: Estoy allí en un microsegundo
Besos

LUCHETE: Que exagerado! Pero gracias por tus palabras, siempre me hacen ilusión!
Muchos besos

VUELO LIBRE: Si estaría mejor si escucharas la música, pero como eres imposible te doy por perdida, jaja. Los finales, son mi debilidad. Si no me "mueven" no termina la historia
Besos

JONCELTIC: La música siempre viene bien para celebrar!
Besos

mas de mi que de... lirio dijo...

Uffff entre la música y tus palabras has (como casi siempre) logrado emocionarme.
Felicitaciones y gracias por tu constancia, leerte es puro placer.
Besos desde mi alma.

Tristancio dijo...

Amaneció hace un rato acá en Santiago, un amanecer difícil... pero las notas y las palabras que se han colado por mis sentidos han hecho que la mañana sea más amable.

Gracias por estas cien entradas, y que sean muchas más.

Un abrazo.-

Luchete dijo...

Mi compañero de música suele decirme q es a través de ella cómo los niños mejo pueden imaginar... buen post, como siempre compañera...

Q pases buena semana, pasa por mi blog q tienes un regalito, un abrazo!

Castigadora dijo...

LIRIO Gracias a ti por estar ahí, para leer las locuras que se me cruzan por la mente
Besos

TRISTANCIO Me hace feliz que pueda animarte en un día difícil. Es una grandísima recompensa. Viniendo de ti las palabras amables suenan aun mejor
Besos

LUCHETE:La música, sobretodo si es en directo, tiene algo de mágia. Al menos es lo que yo creo.
Feliz semana
Besos